Archivo por meses: Enero 2014

Aplicaciones prácticas de la Fluorita , por Nuhmen

Este mineral está formado por la combinación de calcio y flúor. La fluorita aparece generalmente con hábito cúbico, octaédrico o rombododecaédrico, presentando, además, las propiedades físicas de termoluminiscencia y fluorescencia. Puede ser de muchos colores en función de los elementos traza que se diesen en el proceso de cristalización, destacando el verde azulado y el violeta.

La fluorita es un mineral que ayuda a corregir todo tipo de desorganizaciones y desequilibrios a nivel energético, limpiando, transmutando y reestructurando aquellas energías que no se encuentren en su debido estado. También es muy útil para personas con patrones de conducta muy arraigados o cerradas de mente, pues ésta ayuda a disolver dichos patrones y aumenta la predisposición a contemplar nuevas posibilidades.

Además, es una piedra idónea para el trabajo psíquico, pues potencia el nivel energético de su portador y elimina todo tipo de influencias psíquicas y mentales que pueda haber sobre el mismo. Ayuda a centrar la mente e integrar la información de los distintos planos de la existencia, fomentando la claridad en el pensamiento y la intuición. A la hora de trabajar, desarrolla la creatividad al abrir la mente y permitir el acceso a una gran cantidad de ideas.

Estimula las energías del sexto chakra y facilita la comunicación psíquica, especialmente con entidades de otros planos si se coloca sobre dicho chakra. Es, por tanto, una piedra muy adecuada para aquellas personas que quieran dar un paso más en la meditación.
fluorita

Aplicaciones prácticas de la Amatista, por Nuhmen

La amatista es una variedad macrocristalina del cuarzo. Su color violeta característico puede ser más o menos intenso, según la cantidad de hierro que contenga. Aparece formando cristales de punta única, aglomerados o incluso geodas. Es una piedra cuyo color se va degradando poco a poco al exponerla a la luz solar.

La amatista es una piedra altamente transmutadora: su elevada vibración disipa la energía negativa del ambiente, dejando la zona libre y despejada, por lo que es uno de los minerales más utilizados en procesos de limpieza energética. Para realizar una limpieza personal, sería buena idea ubicarse en el centro de un entramado de amatistas: poner una en cada esquina de la cama es una excelente opción, ya que disipa las energías no deseadas del cuerpo mientras se duerme.

Es un mineral ideal para la meditación, pues serena la mente y permite el acceso a un estado alterado de consciencia con mayor facilidad. Esto se potencia si se coloca sobre el sexto chakra, también llamado tercer ojo.

Además, la amatista posee una característica muy especial: no requiere de limpieza energética. Por la frecuencia vibratoria que posee, se limpia a sí misma y sólo es necesario cargarla de vez en cuando. Es por ello por lo que la posesión de una geoda o drusa de amatista similar a la de la foto resulta muy útil, ya que al colocar sobre ella otras gemas o pequeños objetos, como péndulos, éstos se limpiarán automáticamente al contacto con este mineral.

La amatista tiene propiedades secundarias adicionales: calma los ánimos, potencia la intuición, protege de los ataques psíquicos y disipa las pesadillas.

amatista

Aplicaciones prácticas del cuarzo, por Nuhmen

El cuarzo es un mineral fácilmente reconocible por su estructura cristalina transparente y morfología hexagonal. Puede aparecer en forma de cristales solitarios acabados en punta o en pequeños agregados de múltiples puntas si éste forma parte de una geoda.

Al hablar de trabajar con este mineral, estamos hablando de manejo energético. El cuarzo es idóneo para acumular energía en él y utilizarlo como amplificador, ya que la eleva a un elevado estado vibratorio. Si necesitas una dosis energética extra en momentos de apuro, nada mejor que disponer de un cuarzo a mano. Colocado sobre los chakras durante la meditación con los mismos, les aporta energía y contribuye a la disolución de bloqueos. Además, es uno de los minerales con más susceptibilidad de ser programado.

En combinación con otras gemas, el cuarzo potencia sus efectos, lo cual es muy útil en el caso de querer aplicar los efectos vibratorios de los minerales en áreas muy amplias. Para dirigir la energía de la gema en cuestión hacia una zona determinada, colocar el cuarzo en contacto con ésta con la punta orientada hacia dicho lugar. En casos de trabajos avanzados, se colocan varios cuarzos formando un entramado energético, lo cual se conoce como una red energética cristalina.

Si durante el proceso de formación del cuarzo se añaden trazas de otros minerales, se producirán nuevas formas de cuarzo, como cuarzo rosa, cuarzo verde o amatista.

cuarzo